La vida es un camino de evolución

La vida es un camino de evolución

La vida es un camino de evolución y no lo sigues cuando te resignas, cuando no tomas la responsabilidad de eso que tienes el poder de cambiar, cuando no quieres hacer el esfuerzo que ese cambio conlleva.

¡Porque me importo yo!

Nuestro cerebro en su afán de ahorrarnos energía, siempre procura usar los mismos campos ya trazados, los mismos caminos neuronales, pero está en nuestras manos cambiar esa pereza de nuestro cerebro poniendo voluntad y empeño en conseguir el cambio que deseamos.

Porque puedes encontrar herramientas de apoyo que te faciliten ese cambio que tanto deseas en tu vida, pero solo tú tienes el poder. Tu eres el principal motor de ese cambio, con valentía y voluntad. Es uno mismo y nadie mas quien ha de llevar a cabo todo eso que se necesita para encarrilarse en el camino adecuado ya sea para superar una enfermedad, una adicción, un sacudida emocional, un problema de sobrepeso…

Cuando me victimizo, me estoy castigando y siento que lo estoy haciendo mal; me castigo, me culpabilizo, siento que no soy merecedor/a y mi autoestima baja en picado.

Te pongo un ejemplo con la comida: cuando en el proceso de bajar de peso, en algún  momento descarrilo y me atiborro de comer;  siento que lo que he hecho está mal, me castigo, me siento culpable y no soy merecedor/a, mi autoestima baja y acabo abandonando….

Por eso es importante sobre todo tener claro para qué, cual es mi objetivo ¿Por qué me quiero sentir así?

También tomar conciencia de las creencias que me sacan de mi objetivo, y ponerlas en positivo para que trabajen a mi favor.

Y sobre todo paciencia, disfrutar del camino del cambio, de amarse a uno mismo. ¡Disfrutar de quien soy hoy!

A través de la relajación hipnótica puedes contactar con tu sabiduría interna, con todo eso de lo que ya vienes dotado así como reforzar tu voluntad eliminando limitaciones.

No lo dudes más, llego el momento de tomar las riendas para emprender el camino que tu alma tanto anhela…

Empieza contactándonos al tel. 658359117 o por mail al Info@universosalud.es

La forma más fácil, eficaz y saludable de adelgazar sin ansiedad.

La forma más fácil, eficaz y saludable de adelgazar sin ansiedad.

Empieza la cuenta atrás hacia el buen tiempo, los días se van alargando, amanece más temprano y parece que todo eso que se había dormido con el frio invierno empieza poco a poco a despertarse… a desperezarse.

También nosotros empezamos a sentir que algo va cambiando día a día y ya nos vamos planteando tener un buen aspecto de cara al buen tiempo y quitarnos esos kilos de más para disfrutar de la primavera renovados.

Si, ha empezado la cuenta atrás. ¿Pero que podemos hacer?

Podemos recurrir a las dietas de siempre pasando por el calvario que suponen y asumiendo, lo que ya sabemos, que solo nos resuelven el problema pasajeramente porque volveremos a engordar.

¡Anímate a CAMBIAR y a hacer las cosas bien!

Con el tratamiento de Banda Gástrica Virtual bajaras de peso sin ninguna dieta “milagrosa” y SIN ANSIEDAD ya que trabaja sobre el deseo evitando la ansiedad. A través de la relajación hipnótica reprogramaras tus hábitos de conducta frente a la comida, lo que te permitirá mantenerte en el peso que deseas tener.

Se acaban así las peleas con la comida y la frustración por no poder comer lo que te resulta apetitoso.

Además como no se trata de ninguna dieta, nuestra vida social no tiene porque verse alterada ahora que llega el buen tiempo para reunirse con amigos.

CAMBIA tu forma de adelgazar y tu vida cambiara, eso es lo que te propone el tratamiento de Banda Gástrica Virtual.

Con la relajación hipnótica es muy fácil.

¡Porque el hambre no está en el estomago sino en la cabeza!

Pide información a Info@universosalud.es o al teléfono 658 35 91 17.

El recuerdo, como una vela, brilla más en Navidad

El recuerdo, como una vela, brilla más en Navidad

La Navidad es un tiempo de “magia” que nos conecta emocionalmente a toda la humanidad, pero de forma especial con nuestros seres queridos y trae a nuestros corazones la necesidad de recordar a los que ya no están….Por eso en esta época el amor pesa más que el oro.

Todo nos habla de emociones…algunas son muy agradables ya que abren nuestro corazón y expresamos con abrazos y buenos deseos, pero hay otras que nos producen un especial malestar sobre todo si es por ausencia de un ser querido, por un duelo a medias o mal gestionado.

También hay esas que nos hacen sentir aversión hacia alguien, incluso a veces resulta ser alguien muy cercano, que cada año vuelve porque no lo hemos resuelto o porque sencillamente nos hemos distanciado y ahora toca reencontrarse. Emociones, emociones…vibraciones hermosas cuando son altas y densas cuando son bajas…

¿Cómo podemos gestionarlas para no tener la sensación de vivir en una montaña rusa?

Muy sencillo: desde la comprensión.

Déjate ayudar por nuestras terapias ya sea con la hipnosis buscando comprensión y solución en tu inconsciente que es donde realmente se alojan nuestras sombras o con terapia regresiva que permite ir al origen de la situación de nos causa problemas.

En cualquier caso la solución está dentro de uno mismo, no la busquemos fuera. Nadie más que uno mismo tiene la información que necesitamos para resolver nuestros problemas, porque ese poder es solo nuestro.

Tu futuro más fiable eres tú mismo y recuerda que el egoísmo hace que la Navidad sea una carga mientras que el amor hace que sea una delicia; por eso el mejor adorno de Navidad es una gran sonrisa.

La libertad pertenece a la mente

La libertad pertenece a la mente

Cada persona es libre para crear su propia realidad, de manera que uno puede vivir en armonía con el entorno, los demás y lo que es más importante con uno mismo o por el contrario luchar contra el medio, los demás y consigo mismo.

También es verdad que poseemos unas memorias muy sabias en nuestro interior. Es eso que llamamos intuición y que proviene de no se sabe bien donde…del alma? Estas memorias son las que tienen la clave del camino por el que debemos transitar, de las decisiones justas, de lo que nos beneficia y de lo que nos hace felices

.¡ Pero la que decide es la mente !

¿Alguna vez que te han propuesto hacer algo y has empezado a sentir en tu interior como unas mariposas de alegría? Después pasas esa propuesta a la mente y esta te dice que eso es ridículo, que no tiene sentido, que ¿para qué? ¡ Y acabas no haciéndolo!

O lo contrario te sugieren una actividad que solo con nombrarla ya se te encoje el estomago (tu cuerpo responde a tus emociones que si están conectadas con esas memorias y te está diciendo que eso no va contigo), pero lo pasas a la mente y esta te dice que eso es estupendo porque tiene futuro, que esta socialmente muy bien reconocido, que ganaras dinero… ¡Y acabas haciéndolo!

Has de tener algo muy claro:

Tus emociones nunca te engañan ¡ Lo que sientes, lo sientes de verdad, es real !

En cambio tu mente elabora pensamientos, influidos por factores externos de todo tipo (educativos, sociales, culturales, …)y en esa elaboración, desconectada de lo que tú “sientes” realmente, si puede engañarte.

Pero en cualquier caso, la mente es la que manda en la realidad porque es la que decide. ¡El juego de la vida es ir convenciendo a la mente!

Cuando logras el equilibrio entre la mente y esas memorias (intuición) que siempre eligen el camino del amor y la armonía, se producen oportunidades felices para que la persona avance…

Cuando por el contrario se vive solo en la mente desoyendo esas valiosas señales de nuestro interior, las cosas se complican para que te des cuenta de que ese no es tu camino.

Nuestra mente es muy valiosa, pero hemos de aprender a dar valor también a otras funciones que poseemos y enseñarle a respetarlas. Para eso es ideal contar con terapias como la relajación hipnótica que nos facilita la expansión de conciencia y el acceso a esas memorias tan sabias y que tanto nos pueden ayudar en momentos difíciles de bloqueo, depresión, angustia, duelo, separación, adicción…

Para más información llama al teléfono 658359117 o envía un mail a Info@universosalud.es

Me respeto y soy responsable

Me respeto y soy responsable

Cuando acudes a la consulta de un medico o terapeuta es porque necesitas ayuda para resolver algún problema de salud ya sea física, mental o emocional al que te ha conducido un determinado comportamiento físico, mental o emocional.

Sin duda, cuando tienes algún síntoma nocivo, generalmente es porque tienes una determinada forma de vivir que te perjudica, sigues un camino que te está conduciendo a ese síntoma.

El terapeuta lo que hace es analizar y reoriéntate hacia una nueva forma de vivir, hacia ese camino que te llevara a conseguir vivir de forma sana y curarte. ¡Necesitas cambiar!

Evidentemente el terapeuta diagnostica y aconseja, pero eres tu el que decide si quieres seguir sus instrucciones o seguir haciendo lo de siempre y mantenerte en ese “camino” que llevas transitando toda tu vida, que es tu zona de confort, aunque sea la menos confortable y que te está perjudicando. Solo tú tienes el poder de llevar a cabo el tratamiento, el cambio que necesitas para curarte.

¡Tú eres el único responsable de tu salud!

Esto es algo que en general la gente no asume ya que estamos acostumbrados, además de que es más cómodo, hacer responsable y echarle la culpa de nuestros males a todo: al trabajo, a la pareja, a los hijos, al mal tiempo, la mala suerte, etc…Todos menos nosotros son responsables de nuestra salud.

¿Tan poco nos respetamos que permitimos que cualquiera pueda llegar a perjudicarnos hasta hacernos enfermar?

¡Piénsalo Bien!

Si realmente deseas hacerte responsable de tu salud y cambiar de “camino” para llevar una vida plena pero te ves continuamente frenado, limitado por todo eso que haces por rutina, porque puede más la costumbre que tus buenos propósitos y en definitiva te falta voluntad; no dudes en ayudarte con la hipnosis. Una terapia muy sana (no has de ingerir nada), segura y sobre todo eficaz ya que trabaja desde ese “archivo” que es el inconsciente donde están almacenadas todas esas pautas que te esclavizan y te hacen enfermar.

¡Refuerza tu voluntad con la hipnosis!

Si deseas mas información, contacta con nosotros.

Refuerza tu voluntad con Hipnosis

Refuerza tu voluntad con Hipnosis

Cuando acudes a la consulta del médico o de un terapeuta es porque el camino por el que estas llevando tu vida, te conduce al estado poco agradable o incluso desagradable en el que te encuentras (dolor físico o emocional, sobrepeso, adicciones,…).

¡Está claro que no lo estás haciendo bien, sino no buscarías ayuda!

Ahora bien, esta persona a la que vas en busca de ayuda te va a enseñar que hay otro camino que es el adecuado y que si lo sigues, tu vida mejorara. Pero está claro que este profesional te está enseñando que existen otras formas de vivir, pero que eres tú y solo tú el que tiene el poder de vivir de una manera saludable o seguir como estabas y por supuesto sin mejorar nada.

Evidentemente cambiar de hábitos no es una tarea fácil, pero si enfocamos nuestra voluntad en ello, podemos conseguirlo, aunque siempre nos sentiremos atraídos por nuestra zona de confort (que casi siempre es la menos confortable), pero que es la que conocemos porque es lo que hemos hecho toda la vida….

¡Y por eso estamos como estamos!

Nadie puede “sanarnos” si nosotros no queremos. Tenemos que hacernos responsables de nuestra salud. No importa a que especialista, terapeuta, eminencia hayamos acudido, porque de todo lo que nos recomiende, somos nosotros los que tenemos el poder de llevarlo a cabo. Somos nosotros los realmente poderosos con nuestras decisiones.

Cuando deseamos sinceramente cambiar, pero hay algo más allá de nuestra voluntad que nos lo impide. Ahí es donde interviene le efectividad de la hipnosis, desde ese lugar donde están todos esos hábitos aprendidos desde pequeños que hemos almacenado en nuestro inconsciente.

Ahí es donde la hipnosis nos ayuda a reforzar nuestra voluntad ya sea para deshacernos de una adicción como puede ser el tabaco, cambiar una forma de comer inadecuada que nos lleva a la obesidad (ver Banda Gástrica Virtual) o para ir al origen, en busca de respuestas para entender y sanar esas situaciones; ya sean de pareja, trabajo o cualquier otra faceta de nuestra vida que se repiten sin remedio, que no entendemos el porqué, pero que nos impiden llevar una vida plena y feliz (Terapia Regresiva).